DestacadaLos AndesPolicial

Familia de Los Andes se convierte en víctima de portonazo

9.96KVisualizaciones

Premunidos de armas de fuego, utilizando máscaras para cubrir sus rostros y actuando con suma violencia, cinco individuos protagonizaron un millonario robo en contra de un matrimonio del sector de Los Villares, utilizando la técnica conocida como “Portonazo”.

40 millones de pesos y un  automóvil marca Porsche modelo Cayenne fue el botín que consiguieron los antisociales, quienes a eso de las 6 y media de la mañana del domingo, interceptaron a punta de pistolas a la joven pareja cuando ingresaba a su domicilio.

La pareja arribo a su domicilio en Esmeralda Poniente y mientras la mujer, que presenta un embarazo de seis meses de gestación, se bajó del auto para acceder por el ingreso principal de la vivienda,  su pareja se bajó a abrir el portón. Fue entonces que los antisociales lo abordaron con suma violencia y utilizando sus armas de fuego, lo intimidaron y obligaron a ingresar a la casa, para luego golpearlo y maniatarlo.

Igual cosa sucedió con la mujer, a quien también maniataron y encerraron junto a su marido en el dormitorio, amenazándolos de matarlos si gritaban.

Así, con los dueños de casa reducidos los antisociales se dieron tiempo y maña para registrar el domicilio y sustraer una serie de especies de valor, como joyas, ropa, relojes, artículos tecnológicos, todas las cuales cargaron en el automóvil Porsche, para posteriormente darse a la fuga.

Los detalles sobre el procedimiento los entregó el capitán Héctor Hasse, subcomisario administrativo de Carabineros de Los Andes, quien señaló que las especies sustraídas, incluido el vehículo, fueron avaluadas en 40 millones de pesos y una vez que las víctimas pudieron zafarse de sus amarras, pudieron comunicarse con el nivel 133 y pedir auxilio.

Por orden del fiscal Ricardo Reinoso, personal de la Sección de Investigación Policial SIP, se hizo cargo de las diligencias tendientes a dar con la identidad y paradero de los antisociales.

Cerca de treinta minutos permanecieron al interior de la vivienda, tiempo suficiente para que este grupo de cinco personas revisaran cuidadosamente las dependencias y sustrajeran las especies de mayor valor y más fáciles de reducir.

Hasta el momento no se ha logrado dar con el paradero de los antisociales, mientras que el vehículo fue encargado a todas las unidades del país, sin que exista información sobre su ubicación.

Si bien Carabineros no consigna este episodio como un “portonazo”, lo cierto es que este modo de operar se ha hecho común en los sectores más acomodados de la Región Metropolitana. En Los Andes, este es el segundo hecho de estas características que se ha registrado en este sector de Esmeralda Poniente.

Fuente: AconcaguaDigital.cl